Otros diez consejos inusuales para escribir un blog

Todo el mundo escribe su lista de perogrulladas sobre lo que hay que hacer para escribir un blog o dejar de hacerlo. Lo gracioso es que a los que lo suelen escribir les ha quedado mucho por aprender. Voy a intentar cometer ese mismo error, pero dando algunos consejos no tan típicos y con los que quizás no estés de acuerdo:
a) Si no sabes qué escribir, no escribas.
Cada post cutre que escribas estarás más cerca de que un lector que descuidadamente haya caído en tu blog te rechace con un simple click. Cuando alguien tropieza con un blog, no lee más de tres entradas para hacerse una idea ( si lee más es porque ya le ha gustado ). Si dos de esas tres son flojísimas, tu blog pasará al olvido.
Sobran blogs en Internet, y basura ya ni te cuento. Si no tienes nada bueno que decir, cierra el pico, por el bien de los demás y el tuyo propio.
b) No cuentes demasiadas historias personales.
Si dices que te has peleado con tu novia y mucha gente te responde diciendo que está contigo, no deberías sentirte ni un ápice mejor. Toda esa gente no movería ni un dedo por ayudarte y agradecen que sólo te conozcan por la red. A todos nos gustan las historias personales de los demás, pero eso no quiere decir que nos importe mucho esa gente.
Si tatuarse un “Amo a Nerea” puede traer problemas con las futuras novias, las entradas en un blog no son ninguna ayuda. Si hablas sobre una novia antigua y luego no lo haces sobre la actual, o al revés, cualquier actitud irracional puede desencadenarse.
Podrás sacar algunos beneficios en el corto plazo, ganando puntos para a lo mejor llevarte un achuchón, pero de eso no se vive. Habla lo justo de vida afectiva, aunque tengas uno de esos blogs que sólo leen tus amigos.
Quizás mi blog favorito ever es el de Sanchiguarro, que es una triste historia de amor truncada, que provocó el cierre del blog ante el ridículo, llevado con una entereza admirable. Pienso que el autor es un primera espada y un gran tipo, pero ahí queda todo.
Nunca firmes tu blog con tu nombre y apellidos, salvo que pretendas ganar algún crédito con el blog (como dar conferencias o dártelas de que sabes de algo en el mundo real). La gente se pasa el día metiendo nombres y apellidos de amigos y conocidos en la barra de Google. Y luego quitar cada uno de esos links que no te gustan puede costarte muchos burofaxes.
c) Más visitas no significa un blog mejor.
No te creas que porque de repente tengas más visitas que antes, o porque te hayan puesto algún link en un sitio “importante” y de pronto la gente se pase por tu página, tienes un blog mejor. De hecho una gran parte de los blogs que tienen muchas visitas apestan. Algunos de los mejores blogs de Internet son totalmente desconocidos, y algunos de los que más visitas tienen dan vergüenza ajena.
Tener un buen blog tampoco te convierte en una gran persona, y viceversa.

Continúa leyendo Otros diez consejos inusuales para escribir un blog

Optimizacion del spamlookup Keyword filter

Aunque este es un blog modesto, un día, de la noche a la mañana, el spam comenzó a crecer de forma inusual. Tenía instalados todos los módulos conocidos para evitar estos problemas pero algo tuvo que ocurrir para que dejaran de funcionar tan eficientemente.
Vaya por delante que soy un usuario de Movable Type, uno de esos productos comerciales por los que hay que pagar, aunque en mi caso tengo una licencia gratuita, porque yo lo valgo. Hoy en día todos los blogs tratan de usar WordPress, pero yo prefiero este porque es con el que me crié cuando tuve la página alojada en Zonalibre.
Tenía instalados los módulos antispam más importantes:
Nofollow, que lo que hace es decirle a los buscadores que no tengan muy en cuenta en sus valoraciones los links que se encuentren en los comentarios a un blog.
SpamLookup Link, que establece unas puntuaciones al comentario recibido en función del número de links que este tenga y las direcciones a las que apunte.
SpamLookup Keyword Filter, que detecta palabras susceptibles de ser texto de un spam (como Viagra o casino) y trata de valorarlas como spam o no.
Askimet, que es una base de datos centralizada que analiza el conjunto del mensaje y compara con una base de datos de direcciones IP, textos y comentaristas spammers, para evitar todo el trabajo y tachar como spam cualquier mensaje repetitivo.
Askimet es el sistema antispam preferido por todos, porque no exige esfuerzo ninguno. Es por ello que los que mandan comentarios de spam se preocupan especialmente por engañarle a él. Aún así funciona bastante bien.
El caso es que tuve que pulsar donde no debía y desinstalé Askimet. Como esta extensión es más propia de WordPress, la instalación sobre Movable Type no es del todo trivial – tampoco es complicada – se me ocurrió mirar qué hacían los otros dos sistemas antispam. El Keyword Filter en particular venía tal cual con los valores por defecto, con lo que no paraba ni un mensaje de correo.
Estuve buscando un poco y di con la página de un tipo enfermo que se ha dedicado a optimizar su configuración del Keyword Filter hasta el último detalle. Hasta tal punto ha llegado su obsesión que incluso ha escrito una mejora para el módulo del Keyword Filter, mejora que debe considerarse como extraoficial.
La lista que da esta persona es fantástica y detiene los comentarios de spam con una gran fiabilidad.
Aún así, decidí incluirle un par de modificaciones menores. Al fin y al cabo casi todos los comentarios de spam están escritos en inglés, y dado que esta página está en cristiano, me resultaría muy extraño que un guiri dejara un comentario en su idioma. Así, para los que tengamos páginas en español, no tiene sentido que con el gran filtro que supone el Keyword Filter sigamos sufriendo tantos mensajes basura.
Al anterior filtro he añadido un par de claúsulas añadidas por mi experiencia cotidiana:
/cool site/ 4
/Cool site/ 4
/Nice site/ 4
/nice site/ 4
/Good site/ 4
/good site/ 4
/Thank you/ 4
/Hi!/ 4
/Cool design/ 4
/teens/ 4
/magnificent/ 4
/Magnificent/ 4
Estas frases son los típicos encabezados cutres de los mensajes de spam. Me alegra su educación saludando y sus elogios a mi página, pero puedo vivir sin sus comentarios.
Desde entonces apenas si llega spam. Luego me atreví a instalar de nuevo Askimet, pero ya no hace falta, el spam recibe tantas tortas del filtro por palabras que ya no le quedan fuerzas para salir indemne.
Por supuesto todas estas medidas son temporales, los spammers encontraran la forma de evitarlas, pero hay que provocarles a que agudicen su ingenio.
Aquí tenéis el listado completo por si alguien quiere descargarlo. Basta irse al Keyword Filter ->Settings -> Keywords to Junk y pegar el texto del fichero anterior.
Todo el mérito de ese filtro se debe a esta persona. Que a mí poner un link no me cuesta nada.

For sale

Nunca me ha gustado la publicidad, me parece algo que degrada los contenidos. Es una forma de decir a las claras que lo que estás viendo se sustenta bajo el dinero.
Pero el dinero es una cosa bella, algo tan deseable que tratar de fingir que no se piensa en él es un insulto a la inteligencia. Hace algún tiempo se suscitó una especie de debate, sobre el precio que uno daría por su blog.
En su momento dije que por 15.000 euros vendería mi blog y creo que todavía hoy esa cantidad es bastante correcta. Diciendo que vendo mi blog quiero decir lo siguiente:
a) La autoría y la explotación de los textos creados por mis entradas pasaría a formar parte del comprador.
b) El comprador se quedaría con el dominio asinorum.com y lo que queda pagado del hosting actual.
c) El comprador podría quedarse con el nick zrubavel.
Para los interesados en la fase de due diligence podría dar los registros de número de visitantes diarios.
Estimando mis posibles ganancias por Adsense en unos 100 euros mensuales – en algunas palabras tengo un posicionamiento envidiable – estaríamos hablando de unos 1.200 euros anuales, que para un PER de 25 – una auténtica minucia para un negocio que se pretende va a explotar dada la proyección de la publicidad online – serían 30.000 euros de valor de blog.
Lo estaría vendiendo por la mitad de su valor real, amén de los potenciales derechos de cine y novelas.

Continúa leyendo For sale

El spammer

Su sitio web ha sido suspendido debido a que hemos recibido quejas de que se ha estado enviando spam con links a su dominio. En particular, el link era a: http://www.asinorum.com/2006/03/las_siete_lecciones.html. Esto está prohibido por nuestras condiciones de uso. No permitimos enviar spam desde nuestros servidores ni permitimos que se anuncien las páginas a través de spam enviado desde otros servidores. Esto causaría que todo el servidor fuera señalado como spammer, lo cual afectaría al resto de cuentas del Servidor.

Esta página ha estado suspendida durante unas 30 horas, de forma cautelar. Según parece, se ha estado enviando spam con links a mi página. Dada mi política blanda de promoción de la web, es cuanto menos sorprendente. Sirva esta entrada como aviso; si la próxima vez que pasáis por aquí no veis nada, es porque este sitio habrá dejado de existir para siempre.

Continúa leyendo El spammer

1000 comentarios

Hoy estamos de celebración. Este blog ha llegado a sus primeros 1.000 comentarios. Teniendo en cuenta que no hay spam, y que soy bastante crudo en mi política de censura de comentarios, es una marca muy digna.
Como además, el que hace de 1.000 ha sido muy bueno, lo llevamos a portada, no sin antes traducirlo al castellano:

En las dos muertes hay coincidencias numéricas. En la de la carretera hay una constante de 7 sumando y restando los números y en el de los hermanos la referencia es de 5 y 9 ó 59 como quieran verlo y en ese caso la mujer no murió aparte que las edades coincidieron también.

Como creo que los comentarios sacados de contexto tienen un valor surrealista, extraigo algunos para mayor gloria de las mentes enfermas, si cabe:

Yo no creo que haya muerto Dier pero aunque así fuera nos ha dejado sus piezas como hizo el muelle. ¿Qué mejor forma de despedirse del mundo, no?

¡Joder! Pues de enana, cuando me preguntaban que quería ser de mayor, siempre decía, de los que graban risas en las comedias baratas (yo entonces pensaba en Apartamento para tres)o físico nuclear.

Que tonteria de pagina… yo ya me se bestir… [Comentario zrubavel: Pero hescribir…]

Apologia del troll

Suele decirse que un troll de Internet es una persona que escribe dentro de un foro ( ya sea un foro, blog, wiki, periódico ) para dejar opiniones que levanten odio y discordia.
Sin embargo, la definición es un tanto subjetiva. Para algunos, un troll es también el que opina de forma diferente a los demás. Así, si en una página se critica la invasión de Irak por los Estados Unidos, alguien que defendiera la postura de Bush sería calificado de troll. En otros casos, un troll sería el que critique la forma de aproximarse a una noticia, de redactar un post. El que denuncie algo no expresado por lo escrito.
En resumen, aunque mala gente hay mucha en Internet, las críticas nunca son bienvenidas. Cuando en un blog dejamos abiertos los comentarios, lo que esperamos es que nos alaben un poco. Hay quien incluso critica a los que dejan indicaciones sobre las faltas de ortografía ( personalmente, me avergüenza escribir faltas de ortografía y trato de corregirlas siempre ). A éstos se les llama talibanes ortográficos.
En cierto modo, los blogs son como nuestra casa, que la tenemos como a nosotros nos gusta. Pero no queremos que nadie nos diga que la escultura que tenemos en el salón es un adefesio.
El primer defecto de los blogs en español es la falta de humildad. Si no estás preparado para recibir una crítica, no deberías abrir un blog. Hay quienes argumentan: “esto lo hago en mis ratos libres, es normal que se me escape alguna falta de ortografía / que ponga algo sin contrastar / que ponga algo que es mentira”. Desde luego, alabo el hobby de tener un blog, pero eso no excusa para los errores. Agradezco a cada persona que ha corregido algo que he escrito mal. Pero bueno, no me usaré como ejemplo, este, desde luego, no es un blog modélico.
Cuando comento en otros blogs, suelo sentirme como un troll. En mi opinión, es interesante dejar un punto de vista un poco diferente, las historias nunca están cerradas y siempre se puede ampliar el conocimiento si somos capaces de fijarnos en un punto que falta dentro del discurso. No creo que tenga mucho sentido escribir “pienso lo mismo que tú”, con eso lo único que consigues es alimentar el ego del autor, ego que normalmente necesitaría de una severa dieta.
Suele decirse que los blogs son como una conversación; pero una buena charla puede pasar por momentos de discusión, moderada y razonable. Una de las cosas más maravillosas de escribir una página es darse cuenta de que se estaba equivocado. Cerrando el grifo a los trolls, a aquellos que son personas polémicas pero razonables, estamos limitando de forma voluntaria la calidad de nuestro blog.

El hilo de plata

Cuando se busca información marginal en Internet, es frecuente acabar en un callejón sin salida. Se busca un dato y no se encuentra. Sin ese dato, no se puede avanzar. Cuesta creerlo, pero mucha información, aún no está en Internet.
Al fin y al cabo, sólo un porcentaje mínimo de usuarios que utilizan la red incluyen información en esta. Algunos son los bloggers, que en su mayoría se pasan el tiempo copiando información ajena, reescribiéndola o simplemente resumiéndola. Cualquier suceso de cierta trascendencia que haya ocurrido en los últimos años tiene suficientes referencias como para nunca más caer en el olvido.
Junto a esta información que simplemente no existe, que lleva a perder horas de tiempo hasta que, nos damos cuenta, que no hay nada que hacer, hay algunos datos fascinantes. Son datos que, si se insiste lo suficiente en la búsqueda, uno acaba desenmascarando, hasta el punto de darse cuenta de que toda esa información proviene de un único lugar.
Pongamos un ejemplo para aclarar esta teoría.
Una entrada inusual de la Wikipedia, la que se refiere a Gutter Sound, una bahía dentro del puerto natural de Scapa Flow, en las Islas Orcadas, al norte de Escocia.
Una historia peculiar se esconde en ese lugar, donde muchos de los barcos alemanes de la I Guerra Mundial acabaron hundidos. Algunos de esos barcos consiguieron ser reflotados. Un detalle, al final de la historia, se deja caer, como si nada:

Continúa leyendo El hilo de plata

Technorati

Google es el buscador por excelencia, pero cuando uno desea recoger información excusivamente sobre blogs, se echa de menos una herramienta específica.
Hoy en día ya hay varias de ellas. Una de las primeras y más admiradas es Technorati.
Es frecuente ver a otros blogs hablar de cosas que podría hacerse para mejorar este buscador. En especial se quejan de que sólo está pensado para el inglés. Hay otras muchas quejas, pero siempre se respira un aire de suficiencia, de “están trabajando”, es la beta-ificación, propia del Web 2.0, o lo que es lo mismo, alabar cualquier producto que huela bien, aunque no se esté dispuesto ni a usarlo.
En mi opinión, para mí, como usuario final, españolito, Technorati apesta. Y estas son las razones:
1) El nombre.
Me parece que está fatalmente elegido. Demasiado largo. Con la duda de si hay una ‘H’ en medio o no.
Para tener un nombre tan largo, lo menos que se podía esperar es que se refiriera a lo que realiza, pero sólo el final, “rati”, atisba una extraña abreviatura de rating.
2) La interfaz.
Ahora por fin la han cambiado, pero está plagada de publicidad por todas partes. Buscas algo y te salen enlaces patrocinados arriba, abajo y enmedio y por el diseño puedes caer en la confusión de creer que es uno de los resultados de tu búsqueda.
3) Las búsquedas.
Los resultados de las búsquedas son muy pobres. Normalmente te muestra las entradas por orden cronológico inverso, lo cual puede ser muy útil si quiero enterarme del último atentado producido hace pocas horas. Pero si busco cualquier cosa del mundo real, preferiría otros criterios de ordenación. Ahí han incluido la posibilidad de seleccionar la “autoridad” del blog. Un blog con pocos enlaces tiene poca autoridad. Pero es ridículo. Si busco información sobre Claudio Monteverdi, me interesa más un post de un indio al que no conoce nadie, pero que se titula asín, que uno de un “blog importante” que tiene dicho término incluido en el texto casi por casualidad. Vamos, lo que hace Google, no estoy pidiendo que inventen la rueda de nuevo.

Continúa leyendo Technorati

Cosas que no entiendo de los blogs

Desde luego, el mío no es un blog ejemplar. Pero hay cosas que veo en otras partes y que no me entran en la cabeza. Por ejemplo:
a) La gente que pone al final de cada entrada unos botoncitos de “enviar a delicious” o “enviar a menaeame“.
Está claro que ellos no lo ponen cada vez, sino que es algo que han incluido en la plantilla de su blog. Sin embargo, lo normal es que lo que se haya escrito no tenga el más mínimo interés y sólo excepcionalmente mereciera la pena ese botoncito.
El envío a del.icio.us se puede realizar con un botoncito que la mayoría de los usuarios tenemos en la barra del navegador. Si uso del.icio.us tengo el botón y si tengo el botón no necesito que tú pongas uno en tu blog.
b) La gente que resume “superblogs”. Los de Microsiervos suelen hacer entradas bastante cortas. Son el blog más leído en español. Sin embargo, hay cientos de personas que toman sus entradas, las resumen, y las incluyen en su blog. ¿No tienes una opinión que dar al respecto? ¿No puedes aumentar alguna información? Imagina que en el mundo real hubiera un canal de televisión que diera un resumen del telediario de Antena3, ¿Quién vería ese telediario?
Si no hay nada más que añadir, se indica la historia y se le añade un link.
c) Las superbarras. Normalmente los blogs tienen una barra en el lateral indicando otros blogs. En los orígenes, se trataba de que esas páginas representaran recomendaciones del autor. Hoy en día hay un grupo de personas que deja decenas, casi cientos de enlaces. En muchos casos, cuando pinchas esos links, te llevan a páginas que ya ni siquiera existen. Eso se lo he visto hacer hasta a los blogs más “importantes”.
En realidad hoy en día son como una mafia de links que se crea con el objetivo de mejorar el posicionamiento en los buscadores. Un autor de blog honesto debería, en tal caso, poner un encabezado del tipo “no pinches aquí” ya que esa sección no está pensada para los lectores sino simple y llanamente para Google.
d) Las reuniones de bloggers. Cuando se realiza una convocatoria para un evento, o se realiza una reunión de bloggers, se lanzan consignas del tipo “podéis bloggear desde allí”, “el sitio tiene Wi-fi”. En el caso de presentaciones más o menos oficiales, y para blogs más o menos importantes, puede tener algún sentido, desde el punto de vista periódistico.
Cuando se reunen diez o doce personas a tomar cervezas, ¿Qué necesidad hay de estar narrándolo en tiempo real? Si te reunes con bloggers no necesitas escribir un tu blog para demostrar que lo tienes. Sería un momento estupendo para aprovechar la propia reunión.
e) Las sindicaciones. Cuando escribes un blog puedes tener un botoncito que informe de algo. Por ejemplo, diciendo “Usa firefox”. O “Internet libre”. O “blog sin publicidad”. Hay gente fanática que tiene cientos de botones así, dando una imagen grotesca. “Blogs de Antequera”, “Me gustan los Serrano”, “No al spam”. La cantidad de tonterías posibles aún no ha tocado techo.
f) La barra de recomendados. Es muy normal que cuando lees un blog de vez en cuando, te encuentres con que su autor suele citar con frecuencia ciertas fuentes. Sin embargo, en su barra de “recomendados” nunca aparece ese sitio. Y otros muchos que están muy bien vistos (el caso más claro es el de Boing-Boing, un blog que, por tener tantas entradas diarias, algunas buenas y otras no tanto, acaba exasperando y la gente se harta de leerlo) siguen ahí. Es como ocurre con las televisiones: todo el mundo ve el programa de “Aquí hay tomate” pero a la hora de recomendarte una cadena, sin lugar a dudas te dicen “nada mejor que La 2”.

La vergüenza del blog

Después de leer las entrevistas que ha publicado el diario 20 minutos a los bloggers favoritos a los premios de su concurso de blogs, junto a otras opiniones que he ido leyendo a lo largo del tiempo, me ha llamado la atención la actitud hacia el tiempo y el dinero de algunos de los autores.
Es extraña la ambición de algunos bloggers por tratar de “financiar” el coste que les genera la página con publicidad, del tipo Adsense. En España sólo unos pocos blogs con tráfico muy alto pueden ganar más de 60 euros al mes con la publicidad. Lo normal es que se ganen 40 o 50 euros al año para un blog más o menos visitado.
Un blog que sea capaz de pagar el hosting con publicidad, por lo general requerirá de bastantes horas semanales de actualización, lectura de comentarios y escritura de artículos. Por esa tarea nadie les va a pagar. Puede decirse que esa es la parte agradable de tener un blog. Si se dedican 4 horas semanales a la escritura de un blog, suponiendo que se pudieran ganar 10 euros por cada una de esas de horas de trabajo(una limpiadora gana ese dinero, no hablo de sueldos de presidentes de gobierno), estamos hablando de 40 euros que estamos perdiendo cada semana.
Ante esa cantidad de dinero, se me antoja ridículo luchar por afrontar el pago del hosting ( que será unos 100 euros anuales, quizás menos ) de forma desesperada con la publicidad.
Los anuncios rompen el diseño de la página.
Los anuncios pueden molestar a los lectores.
Los anuncios implican beneficios elevados para una gran empresa ( Google ) y migajas para el dueño del blog.
Los anuncios alejan a nuestros lectores de nuestros contenidos.

Continúa leyendo La vergüenza del blog