Ve al medico no a Internet

Uno de los tópicos, quizás el principal, de la desinformación en internet, es el del paciente que se informa en la red sobre su hipotética enfermedad.

La medicina es la ciencia que conocen los médicos. Uno que consulte en la red, sin saber lo que hace, corre enormes riesgos.

Si esto mismo lo dijéramos de cualquier otra disciplina científica que no fuera la medicina, muchos responderían violentamente. No es así. Todo el conocimiento está en la red. Puedes aprender más sobre cualquier tema usando exclusivamente Internet, y eligiendo bien, que asistiendo al mejor master del mundo (y sin poder usar Internet). Y la medicina no es, ni mucho menos, una excepción.

Claro está que si tengo un tumor, no voy a aprender a extirparlo consultando páginas web. O aunque lo hiciera, lo suyo sería que un médico se dedicara a tan peliaguda tarea. Tampoco voy a elegir la medicación contra el SIDA basándome en lo que lea de la Wikipedia. Mejor consultar a un médico.

Pero hay muchos casos en los que el conocimiento real está en Internet, no en el médico. Y no estoy hablando de excepciones raras, sino en la medicina de andar por casa, la que nos afecta a diario.

Pensemos en el siguiente caso. Todos sabemos de los peligros del sol. Sus rayos pueden castigar nuestra piel y causarnos daños graves, no sólo estéticos, sino de salud a corto, medio y largo plazo. Todos sabemos que hay que usar crema protectora contra el sol.

Así que vamos a la farmacia o al supermercado. Compramos la crema y nos la aplicamos, y sobre todo a nuestros hijos que son siempre los más vulnerables. Hemos actuado responsablemente y sin embargo surge un imprevisto: nuestro hijo tiene una alergia, presumiblemente a la crema solar.

El padre modélico, de libro, acudiría a su médico de cabecera, que tal vez le daría cita para el dermatólogo. Y lo que el dermatólogo le sugeriría es que probara con otra crema.

– ¿Qué crema?
– Otra, hasta que encuentres una que no de alergia.

El sistema es rudimentario, caro, pero funciona. Uno va probando con distintas cremas solares, hasta encontrar la adecuada, la que no da alergia y permite a nuestro hijo jugar con tranquilidad en la playa.

Ahora bien. El padre moderno e irresponsable que hubiera consultado en Internet, se habría encontrado con muchos otros casos como el suyo. La crema X causa alergia a mi hijo. Foros enteros dedicados a la alergia a la crema solar.

La solución final habría resultado la misma. Comprar otra crema, ver el resultado y si no es satisfactorio, ir por la siguiente.

Hay una enorme diferencia entre el tratamiento del médico y el de Internet. En el primer caso, uno actuaría a ciegas. Con Internet, uno podría saber fácilmente qué cremas resultan más alérgicas y cuáles han funcionado en otros casos.

La solución de Internet es la más barata, y por lo tanto la menos traumática. Siempre que se hubiera usado con un poco de cabeza, se habría encontrado una crema adecuada en menos tiempo.

¿El problema verdadero sabéis donde está? Pues en que ese médico probablemente tenga otro caso de alergia a la crema solar en todo el año. Y le dará la misma solución. Al ser una enfermedad rara y tener las mismas preocupaciones que una persona cualquiera, el médico daría la solución, que es correcta, y pasaría al siguiente paciente.

Cuando vas al médico a contarle que le diste la crema X a tu hijo y le dio alergia, y luego la crema Y y también, el médico no apunta X e Y en ninguna parte, ni siquiera en su memoria. Así, si dentro de un año le llega un paciente que ha sufrido alergia con la crema X, el médico sería capaz de sugerirle la crema Y.

Pero peor aún. Imagina que llevas a tu hijo al dermatólogo dentro de un año. Por un problema totalmente diferente. En este caso, si falla la memoria, no falla el historial. No es sólo cuestión de que los médicos tengan a muchos pacientes o que dispongan de pocos recursos. En una consulta privada ocurriría lo mismo. El médico nunca te preguntará que crema solar fue la que acabó funcionando con tu hijo.

Es decir, que después de la mala experiencia con el sol, tú sabes más sobre cremas solares y alergias que el médico. Y lo que es lo mismo, si alguien en un foro pregunta por una alergia a la crema, tu respuesta será más válida y más interesante que la de tu médico.

Por todo ello, es una temeridad y una exageración decir que Internet no es un sitio donde acudir a por información médica. El que tenga pocas luces será engañado, estafado y maltratado. Pero quien sepa distinguir el polvo de la paja, puede y debe acudir a este medio a informarse.

Otra limitación de la medicina está en los tratamientos. Contra la gastroenteritis, en España, hay un tratamiento sota-caballo-rey. 24 horas sin comer, beber mucha agua, dieta blanda y vuelta a la normalidad. Cualquier médico de España te dirá siempre lo mismo.

En este caso, es un problema sencillo. Pero en otros, la receta mágica puede no funcionar. O que no nos venga bien porque nos da asco el arroz y la patata cocida. Una consulta en Internet y uno se topa con la receta que emplea otro país europeo: hartarse de coca-cola. De nuevo Internet nos está resolviendo una papeleta.

Notas:

La idea del médico que no aprende de sus pacientes, es de Seth Roberts, el creador de la dieta Shangri-La. En su caso, perdió una enorme cantidad de kilos y el médico, al que se supone que debes acudir cuando tengas sobrepeso, cuando se lo encontró tan mejorado, ni siquiera le preguntó, por curiosidad, cómo había perdido todo ese peso.

Los médicos, en general, sólo aceptan la ciencia que llega de la publicación científica. Han olvidado que el método científico nace de la observación. Como ese dermatólogo del ejemplo no pensaba escribir ningún artículo sobre la alergia a la crema solar, descartó cualquier posibilidad de aprendizaje del mundo real. Algo que no está bien, por cuanto la ciencia está dándonos respuestas parciales e inexactas. Constantemente se retiran del mercado medicamentos que estaban más que probados y con una eficacia científicamente demostrada.

En este foro hablan sobre la alergia a la crema solar. Es la antítesis a lo que te diría un médico o farmacéutico (estos sí que están más acostumbrados a aprender de los pacientes). Por un lado, recomiendan las cremas más “ratoneras”. Nivea, que es una de las más baratas, entre las que mejores resultados da a aquellos que sufrían alergia con marcas más estilosas.

Por otro lado, hablan de un producto ¡Que venden en Ebay! que es la panacea contra los casos más recalcitrantes. Lo último que esperarías oír de tu doctor.

Relacionada:
Viagra falsa.

Compra mi libro en Amazon.es o Amazon.com.

5.99€ ebook, 14.99€ libro pasta blanda.

10 comentarios en “Ve al medico no a Internet”

  1. El perro de un amigo tenia un problema en la piel o en el pelo y se le estaba cayendo. Con champus caros especializados no conseguian ninguna mejora. Al final con el champu mas tirado del mercadona dieron con la solucion.

    Yo personalmente he acudido a internet para autodiagnosticarme varias cosas porque no me gusta el trato recibido en algunas consultas. Te atienden muy rapido, no sacian mi curiosidad y a mi parecer no me hacian todo el caso que yo requeria. Especialmente me interesa conocer que puedo hacer para acelerar la recuperacion, particularmente en lesiones deportivas.

    Estoy hablando de tener una molestia en la rodilla, hacerme resonancia magnetica para que el medico me diga que no tengo nada. Yo insistir en que como no voy a tener nada si tengo molestias. Entonces me diagnostica ligera inflamacion del cartilago de la rotula y me dice que me este parado unos meses hasta que se me pase (solucion bastante habitual la de dejarte en dique seco). De ahi deduje que tenia cierta predisposicion a la inflamacion de la rodilla (cosa que mas tarde he comprobado) y a la que intento anticiparme con hielo despues de una paliza o algun antiinflamatorio.

    Luego me autodiagnostique una pubalgia leve. Me la hice de una de las dos formas comunes, por un esfuerzo traumatico jugando a futbol. Tenia todos los sintomas y ademas hable con un chaval que tambien la habia sufrido y coincidia en todo. Asi que otro problema resuelto.

    De lo ultimo que he aprendido es sobre los tipos de tos y como combatirla.

    Sé que este comportamiento es bastante negligente, pero en mi favor dire que no abuso de la automedicacion y cuando me tomo algo es cuando ya me lo han prescrito antes para los mismos sintomas y que acudo al medico cuando me encuentro mal, pero me da la perreria maxima cuando es una chorrada y voy y pierdo el tiempo y se lo hago perder a todos.

    PD: para la tos perculera que ataca hacia la noche y/o cuando estas tumbado y que es irritante (que toses por la irritacion que te produce toser) agua caliente acompañada si quereis de miel y limon hace MILAGROS. Atacad y cortad esa tos al minimo asomo.

    PD2: No me lanceis muchas piedras.

    VENGA TOCHO!

  2. Coincido con lo que cuentas en el post. Creo que para las cosas medianamente graves o complicadas, el médico es imprescindible. Pero la realidad es que los médicos no se preocupan demasiado de las cosas pequeñas, que te pueden dar por saco media vida.

    Porque si tienes una cierta molestia de algo poco usual, el médico no tiene ni idea. No le preocupan esas cosas. Y tienen cierta tendencia a tratar los síntomas, porque normalmente la enfermedad subyacente es demasiado complicada de diagnosticar. Si tienes asma a ratos, pues te dan un chuflo y te dicen que cuando te dé, te tomes eso, y listo. Pero igual tras hacer tu mismo una investigación internáutica puedes descubrir la causa de ese asma a través de otros síntomas menores. Y si lees todo lo que hay por internet sobre una enfermedad rara, casi seguro que sabes más sobre el tema que cualquier médico normal.

    Lo más importante al hacerlo es no caer en el la hipocondria y ser 100% objetivo con lo que te pasa.

  3. El problema está cuando el diagnóstico que te da el médico es algo que suena bastante mal. Si lo buscas en internet, probablemente sólo encuentres terribles dramas personales, gente con el mismo diagnóstico que tú cuya vida se ha ido al garete. Es algo q

  4. El problema está cuando el diagnóstico que te da el médico es algo que suena bastante mal. Si lo buscas en internet, probablemente sólo encuentres terribles dramas personales, gente con el mismo diagnóstico que tú cuya vida se ha ido al garete. Es algo que la mayoría de la gente no piensa antes de buscar en google esa enfermedad desconocida: lo que la gente tiende a contar son las malas experiencias, supongo que para buscar empatía en el lector/oyente.

  5. Muy interesante la reflexión, pero me gustaría apuntar una cosa, sobre la “receta para la gastroenteritis” en otros países.

    Precisamente el dato que iba a dar, es que tenía entendido que la Coca-Cola tiene diferentes concentraciones de azúcar (y no sé si de otros ingredientes) según el país. Y acabo de comprobar que lo había leído en tu propio blog, en el post de la dieta Shangri-La que mencionas.
    Así pues, quizás aquí la Coca-Cola no sea la panacéa para la gastroenteritis, al tener una composición distinta.

    Lo que sí recomiendan los médicos en España (y el boca-a-boca) es el Aquarius, que tiene más o menos las mismas sales que los preparados que suelen recetar (unos sobres con un sabor horriiiible).

    Un saludo.

  6. Cuanto más sé de mi carrera, menos me fío de lo que leo en internet sobre ella. Probablemente los dueños de perros sean más propensos a soltar burradas y creerselas (como lo de que el chocolate deja ciego a tu perro sí o sí) pero en medicina humana también pasa.

    Hay que tener en cuenta que aunque los sintomas sean los mismos, la causa puede ser distinta. Por ejemplo, para la gran mayoría de las conjuntivitis que veo en perros optamos por recetar Oftalmowell pero, aunque sepamos que vamos a recetar Oftalmowell siempre hay que seguir unos pasos previos que pueden variar la receta final, como la presencia de úlceras (que no es probable que se vean a primera vista) o cuerpos extraños (es raro que todavía estén).

    Es normal automedicarse con algo que te pasa a menudo a ti, como cuando yo me medico analgésicos para el dolor menstrual. No voy a ir a urgencias todos los meses. Lo que ya es más arriesgado de lo que se suele pensar es recetarle al de al lado. Aunque sólo te receten arroz con pollo, saben mejor que tu porqué te están recetando arroz con pollo (y aquí también estoy hablando de casos reales de perros con gastroenteritis a los que se les receta el mismo remedio que a las personas por algo).

  7. Yo me he autodiagnosticado mejor que un médico gracias a Internet las pocas veces que he estado malo, si vas a los sitios adecuados google es mejor que muchos médicos que también diagnostican con su particular I´m feeling lucky

  8. Mirate el último capitulo de House dónde precisamente hablan de esto. El paciente pone su caso on-line para recibir sugerencias y hay un gran debate entre los médicos sobre si 1000 personas te daran respuestas válidas o sólo habrá ruido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *