Sudamericano

Frecuentemente incurrimos en la expresión “los sudamericanos”.
Trabajos como la construcción o el cuidado de ancianos y niños están frecuentemente realizados por sudamericanos. Sin embargo, el concepto es tan equivocado e incierto como sería hablar de los europeos. Decir que los trabajos en la administración pública los realizan europeos suena ridículo. Pero es así.
A un venezolano le fastidia infinito sentirse en el mismo saco que los ecuatorianos. Los mejicanos, que a veces van dentro del paquete sudamericano, son norteamericanos. Cuando nos comparan con rumanos o albanos vemos que el concepto europeo es demasiado general y ambiguo. Del mismo modo se sienten ellos. Sin embargo, algún término habrá que dar para referirse a ellos. Así, cuando se habla despectivamente de la gente de sudamérica, hay quienes no se lo toman a mal. Porque piensan que se refieren a gente de otros países. En cierto modo, la palabra sudamericano ha pasado a definir a un ciudadano de segunda.

Compra mi libro en Amazon.es o Amazon.com.

5.99€ ebook, 14.99€ libro pasta blanda.

2 comentarios en “Sudamericano”

  1. Querido Mestebanez: ¿Es requisito imprescindible exponer nuestros datos privados para colaborar contigo? Tengo en alta estima tu labor, me gusta cómo abordas los temas y quisiera aportar mi propia experiencia como periodista profesional pero no quiero exponer al público (y a otros no tan públicos) mis privacidades. ¿Hay modo de comunicar contigo bajo estas condiciones?
    Atentamente R.A.V.

  2. Estoy de acuerdo con tu post, pero siempre me ha gustado utilizar la palabra sudamericano, pq me parece horrible la gente que a veces de un modo racista, y otras veces dada por su propia incultura la sustituyen por “sudaca”.
    Patético, triste.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *