Camus y Granados

Albert Camus, autor de las monumentales novelas El extranjero o La caída, además de la excelente La peste, fue el ganador del premio Nobel de Literatura en 1957, con tan sólo 44 años. A pesar de tan importante premio, Camus sentía que su carrera no había hecho sino empezar. Si embargo murió apenas dos años después, el 4 de enero de 1960, en un accidente de tráfico cerca de Sens.
Sens, en francés, significa sentido, significado, dirección. En 1942, en su obra El mito de Sísifo, Camus diserta sobre el sentido de la propia vida, uno de sus temas fundamentales, y en ese contexto escribiría:

Je ne sais pas si ce monde a un sens qui le dépasse. Mais je sais que je ne connais pas ce sens et qu’il m’est impossible pour le moment de le connaître. Que signifie pour moi signification hors de ma condition?

No sé si este mundo tiene un sentido que le sobrepasa. Pero sé que no conozco ese sentido y que para mí, en este momento, es imposible conocerlo. ¿Qué significa para mí sentido fuera de mi propia condición?

El lugar donde moriría se llamaba «Le Grand Fossard», en el pequeño pueblo de Villeblevin. Volvía a Paris junto con su editor y amigo Michel Gallimard. En el bolsillo interior de su abrigo se le encontró un billete de tren sin usar. Camus planeaba realizar el viaje en tren, porque no le gustaban los coches, pero Gallimard le convenció de lo contrario.
En el coche iban Michel Gallimard al volante, su esposa Janine y su hija Anne detrás, junto con Albert Camus. Rene Char también fue invitado a ir con ellos, pero declinó la oferta para que el coche no fuera demasiado lleno e hizo el viaje en tren. El coche se salió de la carretera y Albert Camus murió inmediatamente. Michel Gallimard lo haría cinco días después en el hospital; las dos mujeres resultaron ilesas.
Paradójicamente, Camus siempre había dicho durante su vida que la forma más absurda de morir era en un accidente de tráfico.
Años después de la muerte de Camus, aún se publicaron dos novelas suyas. La primera, Una muerte feliz, había sido escrita en 1938 y fue publicada póstumamente en 1971. La segunda, El primer hombre, había quedado incompleta a su muerte. El manuscrito de la novela fue encontrado, junto con el famoso billete de tren, en el coche del fatídico accidente.


Enrique Granados fue uno de los compositores de música clásica españoles más importantes de todos los tiempos. Desafortunadamente, su carrera musical fue algo corta y murió con 48 años.
En 1911 escribió la suite para piano Goyescas, que tuvo un gran éxito. Tal fue este, que se le encomió a que ampliara la obra. En 1914 terminaría la ópera Goyescas, que, debido al comienzo de la I Guerra Mundial, no pudo ser estrenada.
Hubo de esperar hasta el 26 de enero de 1916, siendo estrenada en Nueva York, con un gran éxito para el compositor. Poco después de las representaciones, fue invitado para tocar un recital de piano ante el mismísimo Presidente de los Estados Unidos, Woodrow Wilson.
En una carta que escribió Granados desde Nueva York a su amigo Amadeu Vives, el músico afirmaba que por fin había visto sus sueños realizados, que se sentía lleno de confianza y entusiasmo para trabajar más, y tenía «un mundo de proyectos».
Sin embargo, el retraso que causó aceptar la invitación al recital, le hizo perder el barco que le pensaba traer de vuelta a España. Así, decidió tomar otro que iba a Inglaterra. Desde allí, tomó el Sussex que cruzaría el Canal de la Mancha y lo dejaría en Francia. Sin embargo, el Sussex fue torpedeado por un submarino alemán. Granados consiguió subirse a un bote salvavidas pero al ver a su mujer a cierta distancia, luchando por no ahogarse, se tiró al mar para salvarla. Granados siempre tuvo pánico al agua y este viaje a Estados Unidos había sido la primera vez que viajaba en barco. Granados no pudo hacer nada por su mujer, y murió ahogado el 24 de marzo de 1916.
La historia de que Granados intentó salvar a su mujer tal vez no sirva sino para quitar patetismo a su muerte. En realidad no hay ninguna prueba de ello, además el compositor no sabía nadar.
Para mayor ironía del destino, el hijo de Enrique Granados, homónimo, fue Campeón de España de natación en los 100 metros libres, en 1923. También la esposa de éste y dos de sus hijos – que habrían sido nietos del compositor – fueron campeones de natación en distintas modalidades.
Referencias:
Albert Camus. Wikipedia en español.
Albert Camus. Wikipedia en francés.
Albert Camus. Wikipedia en inglés.
Albert Camus. El accidente de coche.
Albert Camus. El billete de tren.
Rene Char. Wikipedia en francés.
Enrique Granados. Wikipedia en español.
Enrique Granados. Wikipedia en catalán.
Enrique Granados. Wikipedia en inglés.
Enrique Granados. El mito del héroe salvando a la esposa.

Compra mi libro en Amazon.es o Amazon.com.

5.99€ ebook, 14.99€ libro pasta blanda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *