Pons Asinorum

El hablar, por su facilidad, puede ser imitado por todo un pueblo; la imitación en el pensar, del inventar, ya es otra cosa.

Alergia al azul

Publicado el 25 de abril de 2005 5 comentarios

El mar y el cielo son azules. Es uno de los colores más naturales del espectro, y sin embargo, no hay alimentos azules. El pescado azul no es azul. Bridget Jones nos hizo reír a carcajadas con una sopa azul, fruto del tinte de una cuerda. Con productos naturales no sería posible tal sopa.
En cualquier caso, hay un rechazo instintivo hacia la comida de determinados colores, el azul es el principal de ellos. Texturas como el amarillo y negro de las abejas o el rojo y amarillo de algunas ranas nos resultan realmente agresivos y no están ni en los menús más extravagantes de Ferrá Adriá.
Sin embargo, la vida cotidiana está llena de objetos azules. El color más común en las prendas de vestir, es el azul. Las revistas, los bolígrafos, las cajas de crema, las cortinas de mi casa, hay cientos de objetos cotidianos que tienen al menos una parte tintada de azul.
Lo que no podía ni imaginar es que una enfermedad es la alergia al azul.


Aunque parezca trivial, resulta realmente difícil de detectar. Un libro te provoca una erupción pero otro no. El jersey azul te pone a morir pero el rojo no. Un helado te sienta mal, pero otro del mismo sabor no. Los padres de los afectados tardan varios años en darse cuenta. Los médicos no están acostumbrados así que tampoco reparan en esa posibilidad. Pero la enfermedad es tan real como el resfriado o el SIDA. La gente que la padece tiene que hacer una vida sin colores, pues también los productos verdes están formados por una mezcla de tintes. La ropa tiene que ser lo más neutra posible. Supongo que por eso el azul es el color de la tristeza.
No hay mucha información sobre esa enfermedad en páginas en español. Un ejemplo en inglés: Una pequeña alérgica al azul
Actualización 26.04.05
Continuando mirando sobre el tema, lo más curioso es que esta alergia es mucho más común entre las chicas que los chicos. Esto daría una justificación al ancestral rito de vestir a los chicos de azul y a las chicas de rosa.

Comentarios

5 comentarios a “Alergia al azul”

  1. coloríncolorado
    2 de junio de 2005 a las 22:13

    Pues el rito no es tan acestral, es una moda que nace en 1920. Hasta entonces (en occidente) el color femenino por antonomasia era el azul y el masculino el rojo. De hecho en la liturgia cristiana a María siempre se la representa con vestido azul. Lo del rojo en los hombres tiene que ver con los uniformes militares, que solían ser rojos. Cuando ese color desapareció de los uniformes (pasaron a ser de camuflaje), se dejó de vestir a los niños de color rosa, que es un diminutivo del rojo. También sobre esa época se puso de moda vestir a los niños de marinero, por lo que el azul pasó a ser el color de los niños y por lógica el rosa, como color contrario, pasó a ser el de las niñas.
    Un saludo, me gusta mucho tu blog.
    Actualización Mestebanez 03/06/2005:
    Muchas gracias por tu aportación que mejora con mucho el post. Un cordial saludo.

  2. isabel torrent
    2 de enero de 2010 a las 20:22

    conosco a un niño alèrgico al verde, un especialista en biomagnetismo lo detecto a raiz de infecciones en el pene.
    La verdad es que cuesta entenderlo

  3. cristina
    27 de julio de 2010 a las 19:41

    hola, mi hijo de 4 años no puede comer nada que tenga color azul, desde una paleta , una oblea azul o el simple enguaje bucal que sea azul le provoca diarrea, y los medicos lo ha descrito simplemente como una alergia rara. Gracias por la informacion, muy util.

  4. Rocker
    3 de agosto de 2011 a las 22:19

    Tndra algo q ver q no tolere estar en un lugar donde ay muchos colores chillants me da como ansiedad???
    No me gusta tampoco vestir con tales colores no me siento agusto ojala alguien pueda respondr… Salu2

  5. Ángel Negrete
    31 de enero de 2020 a las 6:17

    Mi mamá tiene una repulsión al color amarillo. Entre más fuerte el color, más malestar siente. Puede pasar horas vomitando, y con un dolor parecido a la gastritis. No lo podemos explicar.

Escribe un comentario